Home

UN PERSONAJE HISTÓRICO CONTROVERTIDO

Lucrecia Borgia, la querida hija de Rodrigo de Borja, el que sería el Papa Alejandro VI, nació en Subiaco, Italia, en 1480, y murió en Ferrara, en 1519, a los 39 años de edad. Era hija de Vanozza dei Cattanei, amante de Rodrigo y madre de 4 de sus hijos, y hermana de Cesar, Juan y Jofre Borgia.

Se casó 3 veces, de acuerdo a los intereses de la familia Borgia. La primera en 1493, (cuando sólo contaba 13 años y su padre ya era Papa), con Giovanni Sforza, Señor de Pésaro y miembro de la importante familia Sforza, los poderosos Señores de Milán. Pasados 4 años, cuando ya no interesaba la alianza con Milán, obligaron a Giovanni a que se declarase impotente y así deshacer el matrimonio. Giovanni se resitió y, de hecho, una parte importante de la leyenda negra de Lucrecia se debe a las maledicencias que propaló.

A continuación su padre, el Papa, y su hermano Cesar, le organizaron una segunda boda, en 1497, con Alfonso de Aragón, hijo natural de Alfonso, rey de Nápoles y Sicilia, para así aliarse con el Rey aragonés, que dominaba el sur de Italia. Sin embargo, poco tiempo después, y cuando Lucrecia era bastante feliz en Nápoles, Cesar Borgia quiso romper el matrimonio, por conveniencias políticas y Lucrecia se opuso. Finalmente Alfonso murió en extrañas circunstancias, en 1501, y se le achacó a Cesar Borgia su muerte.

El tercer matrimonio de Lucrecia fue con Alfonso del Este, Duque de Ferrara, en 1502. Ya se había producido la invasión de los franceses y lo que interesaba al Papa era la alianza con los señores del centro de Italia, que podían proteger Roma.

Lucrecia tuvo 8 hijos y murió de fiebres puerperales, después de dar a luz a su última hija. Sin embargo nos interesa más hablar de su hijo Juan, que fue el primero que tuvo, cuando aún era muy joven, estando casada con Giovanni Sforza, con quien nunca consumó el matrimonio. Mucho se ha especulado con el padre de ese niño, se dijo que era el resultado de una relación incestuosa con su padre o con su hermano Cesar, aunque nunca se pudo demostrar nada. De hecho, ese hijo, que murió muy joven, fue reconocido por un tal Perotto, mensajero del Papa, que era el único hombre que la visitaba en el convento en que se había recluido mientras se deshacía la Unión con Giovanni Sforza.

A pesar de haber sido un personaje muy famoso, la verdad es que hay muchas lagunas histórica sobre Lucrecia. Parece que se exageró sobremanera su maldad y que fue más bien una víctima de los intereses de su familia. Lo que si es cierto es que era bella, con mucha vida, sensual, pero culta y muy interesada por el arte. Respecto al supuesto incesto, lo que si parece cierto es que Rodrigo, Cesar y Lucrecia estaban muy unidos y cuando ella era una niña de menos de 14 años no tenía empacho en demostrar públicamente su cariño por su padre y su hermano.

En el siguiente Video divulgativo de YouTube se nos muestra la leyenda y/o realidad de los Borgia

Los secretos de los Borgia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s